Black Mirror Bandersnatch: historia dentro de historias

No hay comentarios

Cuando este sitio recién comenzaba, una vez dije que me era muy difícil lidiar con Black Mirror. Sinceramente no me imaginé escribiendo otra entrada al respecto, pero heme aquí (?). Y es que recientemente Netflix aprovechó el tinte de esta serie para presentarle al mundo un nuevo formato: la interacción con el usuario. Así como pasa en varios videojuegos, se nos permite –en ciertos dispositivos- tomar las decisiones del protagonista. Pero, ¿las tomamos realmente? ¿las toma él? Es que con Black Mirror nunca nada es fácil, nunca nada es lo que parece.

La trama es de lo más flojito de la película (es la película de la serie): un joven llamado Stefan sueña con crear un juego, a partir de una nóvela cuyo autor no tuvo un final feliz. Él deberá elegir su propia aventura. Tanto el argumento como el mismo desarrollo en líneas generales son, digamos, normales. No malo, pero hablamos de Black Mirror y al ser así la vara está mucho más alta.

new_blackmirror_s5_bandersnatch_00300

Yendo a lo innovador dentro de esta producción, que es la posibilidad de tomar decisiones, tengo que hablar de mi experiencia y decir que una de las primeras decisiones que me tocó tomar AH CIERTO, SPOILER ALERT, que fue la de aceptar o no el trabajo, me quedé en un “callejón sin salida” y tuve que volver a empezar. Entonces no entendía lo que realmente me estaba esperando.

Y es que la historia en sí, está bastante más predeterminada de lo que creemos y nos damos cuenta. Pero no solo esto, sino que es el mismo protagonista quién quería diseñar algo como lo que estamos utilizando. Eso es lo que lo lleva a argumentar diferentes opiniones con Colin, el experto que trabajaba en la compañía a la que trataba de venderle el juego. Sus inquietudes y diálogos se trasladan en distintas líneas de la historia. Y de la realidad. El gran mérito de Bandersnatch (que insisto, no entra ni en el podio de lo mejor de la serie) es presentar esa fusión entre todas las realidades. Dentro y fuera de la serie.

En definitiva, y para no extenderme demasiado explicando cada una de las combinaciones porque me da dolor de cabeza (?), hay 2 grandes caminos a través de los cuáles el argumento de la historia nos va guiando: la cárcel y la muerte. Dentro de estos tenemos otras subdivisiones un tanto menos, como la versión del futuro; donde vemos a la hija de Colin desarrollando…bueno, básicamente lo que estamos experimentando como usuarios, la de Netflix; que en apariencia es la más “divertida” pero que me parece que encierra un gran simbolismo: el guion que se le muestra a Stefan, dentro de la opción donde era un rodaje. Porque me parece que resulta en una representación de que todo es en verdad parte de un gran guion y no hemos estado decidiendo nada. Somos instrumentos.

untitled-diagram-2

           Clarísimo, ¿verdad?

Decíamos que era este finalmente su gran mérito, como busca siempre hacerlo, dejarnos llenos de dudas: ¿quién es realmente el protagonista? ¿Qué tan limitadas son nuestras decisiones? ¿Tomamos realmente alguna decisión o seguimos un esquema que se nos impuso? ¿Somos conscientes de ello? ¿Tenemos libre albedrío o estamos pre destinados a algo? No es existencialismo barato, es lo que Bandersnatch nos propone para su historia. Y para la nuestra, que pasó a formar parte de la suya. Y nos deja con la cabeza algo confundida, al darnos cuenta de que, una vez más, nos hizo trasladar la trama a nuestra propia vida. Su historia a nuestra historia.

new_blackmirror_s5_bandersnatch_00529.0

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s