The Haunting of Bly Manor: sobre el amor y la muerte

No hay comentarios

           Desde el momento en que por acá dijimos que The Haunting of Hill House era lo mejor que habíamos visto, a nivel SERIES, allá por el 2018 firmamos un compromiso con la expectativa de lo que podía ser Bly Manor que, si bien es cierto, es su segunda temporada no guarda relación con la primera a nivel historia, trama, personajes, etc. Son completamente independientes. Así como tampoco guarda relación en materia de terror ni calidad narrativa. La primera es mucho más aterradora y escalofriante, mientras que la segunda coquetea más con lo gótico, las tragedias amorosas y la muerte. O sea, la primera asusta más, pero la segunda mejor narrada.

            The Haunting of Bly Manor está protagonizada por Oliver Jackson-Cohen, Victoria Pedretti, Henry Thomas, Carla Gugino y unas brutales actuaciones de Amelie Bea Smith y Benjamin Evan Ainsworth como los jóvenes huérfanos que viven en la mansión. Dani llega a trabajar como tutora en dicha mansión, contratada por el tío de estos, Henry; y ahí conoce a Hannah Grose (T’Nia Miller), la ama de llaves, a Owen Sharma (Rahul Kohli), el cocinero, y a Jamie (Amelie Eve), la jardinera. Dani lucha constantemente contra la culpa por la muerte de su prometido, quien fue arrollado por un camión, segundos después de que ella le confesará de que no podía continuar en la relación.

            Es curioso el papel que juega la culpa en esta historia de fantasmas, narrada por el personaje de Carla Gugino quien no es otra que Jamie, años después, en la fiesta antes de una boda; porque en el caso de Dani o el del tío Henry (que conocemos conforme avanzan los episodios) no son otra cosa que le producto de la culpa por sus acciones pasadas. Su conciencia parece castigarlos, por cosas que pudieron hacer o no, y sus recuerdos atormentarlos. Son estos recuerdos los que mantienen con vida a las personas que ya no están con ellos.

THE HAUNTING OF BLY MANOR (L to R) T’NIA MILLER as HANNAH, BENJAMIN EVAN AINSWORTH as MILES, RAHUL KOHLI as OWEN, AMELIE SMITH as FLORA, and VICTORIA PEDRETTI as DANI in episode 101 of THE HAUNTING OF BLY MANOR Cr. EIKE SCHROTER/NETFLIX © 2020

            En el amplio sentido de la expresión, son los recuerdos también los que mantienen a los muertos atrapados en la mansión. Desde Viola, quien fuera la primera luego de la trágica relación que acabara con su muerte, la de su hermana y su marido; pasando por el romance de Peter y Rebecca (la primera niñera de los niños), que no sería más que otro ejemplo de relación tóxica disfrazada de romance; hasta el de la propia Hannah, quién sin saberlo era un fantasma en la mansión y daba vueltas a la vista de todos, en una especie de relación a lo “Sexto Sentido” para luego dejarnos sentir una profunda melancolía por su no-historia con Owen, a quién nunca se animó a decirle lo que sentía, hasta que fue demasiado tarde.

            Todos estos personajes, los vivos y los muertos, están hechos de recuerdos, de memorias, de legados que dejaron en las vidas de otros, del amor que dieron y recibieron. Todas estas experiencias trascienden la vida y la muerte como las conocemos propiamente y el miedo más grande no es morir, sino dejar de existir en la memoria de otros y en la suya propia. Ir perdiendo los recuerdo poco a poco, que los demás nos pierdan de los suyos, es lo que hace que en realidad algo deje de existir. La obsesión de Peter para que –una vez muertos- él y Rebecca posean los cuerpos de Miles y Flora, era porque sabía que su vida se había plagado de memorias negativas, de deshonestidad y malas intenciones, e iba a dejar de existir sin haber experimentado nada más que eso.   

           Así como los fantasmas de la casa dejaron de existir una vez que Dani estuvo dispuesta a hacer el sacrificio de recibir al de Ms. Bly en su cuerpo, con tal de salvar a Flora, los verdaderos fantasmas, que son los recuerdos y demonios de nuestro pasado, dejaron de existir cuando la propia Dani enfrentó su culpa ante la muerte de su prometido y cuando Henry lidió con las consecuencias de haberse metido en la relación de su hermano y su cuñada, para concentrarse en lo que todavía le quedaba. El mensaje es que nuestras acciones marcan nuestra historia y el legado que dejamos, que nosotros mismos recordamos, es lo que le da valor a nuestra vida y nos permite vivir (y morir) en paz.

           Finalmente vemos que el personaje de Gugino no es otra que Jamie, la jardinera, que pasó los años más felices de su vida con Dani, hasta que esta comprendió que el fantasma de Viola siempre estaría a punto de salir a la superficie, y regresó a Bly para descansar en el fondo del lago. El relato de Jamie es casi un homenaje al amor que sintió y siente; como lo hace Owen con Hannah en su restaurant nuevo; una forma de mantener viva su memoria, sus historias, su legado. La novia y su familia, probablemente sean Flora y Miles, quienes ya no recordaban nada de lo ocurrido, pero de forma indirecta recibían la verdad de quién los salvó.

           Más allá de su exploración a las relaciones, a las tragedias y desgracias dentro de estas, la serie plantea esa dicotomía entre la vida y la muerte. Entre los recuerdos (y fantasmas) que nos dejan y como se enfrenta todo eso. Esa imagen final de Jamie durmiendo en el sofá, con la mano de Dani sobre su hombro, no es otra escena romántica puesta ahí para complacer, es la representación de que el recuerdo del amor que sintió y recibió de ella la mantendrá siempre a su lado. De que lo único que trasciende a la muerte es el amor. Ese que recordamos y llevamos siempre con nosotros y que pasamos a otros, para que la muerte nunca nos lleve.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s